30.11.06

El Asalto a la Papelería

El día de hoy me enteré que alguien asaltó la papelería de la familia, que se encuentra en mi casa. Me enteré también que dejaron amarrados a mis padres tras el asalto... Las cifras de lo robado me son desconocidas, pero el evento seguramente cambiará el giro de nuestras vidas para siempre.

Esto me lo hizo saber la hermana de Cezzar, un buen amigo mío al que buscaba por teléfono para ensayar con él y Burguer unas canciones de Metallica, Black Sabbath y otros grupos, que queremos tocar en el MiniBurgstock que tendrá lugar el 30 de Diciembre aquí, frente al Cybercafé El Marciano, en el terreno de la familia de don Burguer King.

El caso es que Alicia, la hermana de Cezzar, me preguntó apresuradamente si era cierto sobre el asalto a mi papelería, a lo que yo respondí sorprendido que no sabía nada... Ella me dijo que se enteró por un amigo (Oscar) que vive en mi misma calle, a él le dijo la vecina de al lado, la dueña de una tienda cerca de la esquina.

Alicia me dijo que le contaron que ayer asaltaron mi papelería, y dejaron amarrados a mis padres. Yo estaba desconcertado y confundido pues apenas en la mañana había visto a mis padres unos cuantos minutos, como siempre, y no noté nada extraño en ellos, ni me comentaron nada... El colmo de la confusión vino cuando Alicia me contó que al final de la historia, llego el hijo de la dueña de la papelería y fue quien los desató y avisó a la Policía.

Yo los desaté y avisé a la Policía???

Creo que debo dejar los psicotrópicos, porque yo no recuerdo haber desatado a nadie...

Sería mi hermano Javier???

Pero mi hermano ya se casó y no visita mi casa entre semana...

Mi hermano Jorge???

Nah, esta ocupado en el hospital pues internaron a su pequeña hija Paola...

Tuve que ser yo... Aunque la única otra posibilidad es...

LA VECINA ES UNA CHISMOSA LOCA, ESTÚPIDA Y CON DEMASIADA IMAGINACIÓN!!!

Debe ser eso... aunque no niego que inmediatamente después de hablar con Alicia llamé a mi casa para ver si todo estaba bien (con eso de los DejaVús tan de moda, uno nunca sabe) y para colmo nadie me contestó, pero una hora mas tarde pude constatar con mis Padres que todo era una estupidez.

A mi mamá también le preguntaron (otra vecina) si le había pasado algo, si la habían asaltado... Total que todo quedó en un gracioso y contundente chisme de vecindad...

Lo que puede provocar un chisme...

1 comentario:

Yum Kaax dijo...

Eso me recuerda una graciosa historia. Un amigo mio tenía la costumbre de sentarse en el balcón de su casa a mirar el fuego de una vela en la madrugada, y a veces lanzaba aullidos como de lobo o gritos "ahogados" (dudamos de su salud mental).
La cosa es que al poco tiempo la vecina de enfrente empezó a decirle a la madre de mi amigo que él hacía "ritos satánicos" en la amdrugada...Creo que hasta llamó a la policia una vez...La gorda juraba que mi amigo prendía "una vela negra y otra roja y le rezaba al diablo"...
En fin, cosas de la mente.

Por cierto, casi puedo asegurar que la vecina de tus padres es gorda, ¿verdad?...Siempre son las más canijas...